×

Instantánea: 7 preguntas sobre teatro en estos tiempos que corren.

Ana Beatriz Martínez

34 años / México, Ciudad de México

Lugar principal de trabajo (País, estado, ciudad): Ciudad Cloaca

Oficio: Animal escénica

¿Cómo iniciaste dentro de la disciplina teatral? ¿Por qué decidiste dedicarte a ella?

Me marcó la sensación de poder desfogar mis propias inquietudes en escena. Tenía 14 años y estaba en la prisión juvenil N.58 también llamada secundaria técnica. Nos dejaron escribir un guión dramático y me apasioné un montón al escribir y actuar ese pequeño debrayé. Luego, en un rave un vago me dijo que había estudiado en un Centro de Estudios Artísticos, así que a pesar de que absolutamente nadie de mi entorno conocía esas escuelas y hasta me decían que no existían, mi mamá y yo llegamos a la puerta. Cuando se abrió, olí que eso era para mí.

¿Qué preguntas siguen alimentando tu práctica? ¿Qué anhelos tienes por vivir dentro de las artes escénicas?

Anhelo ser nadie. Me parece que en estos tiempos tan envenenados de narcicismo, deseos de fama, éxito, premios y seguidores, ser nadie puede ser un lugar más potente para la creación.
Me siento atraída por la firma anónima, por la seudónima, por la colectividad que juega al cardumen y asusta al depredador más grande.

Describe tu quehacer teatral en tres palabras. ¿Qué hace de tu forma de habitar el teatro una práctica singular y distinta a las demás?

Hembrismo, colectividad, humor.
Y no creo que sea singular y distinta pero…
Crear en colectiva me atrae desde siempre (lo difícil es encontrar con quien jugar que no busque desesperadamente SER ALGUIEN).
Crear en equipas cien por ciento conformadas por nosotrAs. Un placer brutal que encontré hace apenas unos siete años, que nos permite poner nuestras inquietudes y rebotar la pelota con quienes compartimos experiencias que nos atraviesan la cuerpa.
Crear con humor para descolocar a media carcajada, también un placer encontrado hace no tanto mediante la fascinante cabareteada.

¿Cuál consideras que es la importancia del teatro en este momento histórico?

La verdad no lo sé. Pienso que hay cosas más urgentes ahora mismo y que nuestra burbuja, léase con tono dramático-solemne, «de artistas», nos está impidiendo ver-experimentar otras formas tanto de vida como de la experiencia teatral y artística que ya se venían viviendo-haciendo antes, fuera de la hegemonía y la comodidad de lxs normales y adaptadxs.

¿Qué crees que debería cambiar en nuestro modelo teatral?

No sé si haya UNO, sin embargo al igual que el mundo, es patriarcal. Así que apelo a la destrucción del androcentrismo, el narcisismo y toda la blanquitud colonial que carga.

¿Qué le deseas a la siguiente generación de hacedores teatrales?

Que no pasen por la escuela, es más que la destruyan. Sé que esta declaración será nada popular ni bien vista, pero en mi experiencia la escuela es una fábrica de producción, y en estos casos: de «artistas», donde se eligen cuerpos y se estandarizan formas de hacer/pensar.
Nunca tuve un momento más heterosexual en mi vida que cuando estuve en la escuela de teatro tratando de ser ese molde de actriz (con sus tacones y su maquillaje haciendo la performance) que se nos proponía. Y sin embargo no contradigo la idea de que es necesaria una preparación, un estudio profundo, conocimiento de técnica y mucha práctica, pero todas esas cosas se pueden encontrar de forma más singular (de hecho, muchas admiradas lo han hecho por esos caminos: los no trazados, inventados, los fuera de la ruta) fuera de esas fábricas estandarizantes, nidos de violadores, acosadores y pedófilos. Por supuesto, hablo como me fue en la feria, pero sé que mi experiencia no es particular ni aislada. Es política.
Sori not sori.

Si el teatro es el arte del encuentro con el otro ¿cómo enfrentas la emergencia que vivimos ante el COVID-19? ¿Qué deseas que ocurra cuando volvamos a estar juntos?

Deseo que dejemos de anhelar el pasado como si hubiera sido el paraíso. No lo era. Deseo que este tiempo sirva para problematizar todo lo que del sistema tenemos dentro de nosotras y empecemos a imaginar otras posibilidades. Yo no anhelo salas llenas.
Anhelo calles, teatro de cerros, teatro de balcones, teatro que se ve desde las ventanas, teatro de distancia… qué se yo, imaginemos.
Para mí lo importante está en plantear otras posibilidades, no en adaptarnos y mirar con nostalgia un pasado que tampoco era para todas.

Más participantes

Beatriz Luna

Ansío vivir en un mundo justo, donde la igualdad sea lo cotidiano, donde haya espacio para todas y todos. Y mi práctica escénica ha estado...

Leer más

Miguel Ángel López Delgado

Uuuuuuuuuuffffffff, es un cúmulo de muchas sensaciones, emociones y pensamientos que obedecen a mi naturaleza íntima y personal. Me lo pregunto justo en este momento...

Leer más

Raquel Araujo Madera

¿Cómo puedo conectarme con el otro? ¿Cómo generar ese gran silencio, lo inefable, ese acontecer – juntos -? (Referencia a J. Dubatti) Mi práctica escénica...

Leer más

Adriana Olivera

Mi pregunta existencial ahora es: parece que la forma en la que yo acostumbraba a trabajar ya no es, mi nueva realidad es el desempleo,...

Leer más