×

Instantánea: 7 preguntas sobre teatro en estos tiempos que corren.

Elías Toscano

34 años / México, Ciudad de México

Lugar principal de trabajo (País, estado, ciudad): México, Ciudad de México

Oficio: Actor

¿Cómo iniciaste dentro de la disciplina teatral? ¿Por qué decidiste dedicarte a ella?

Por imitación. Cuando veía a mi hermano en el teatro con ropa diferente, hablando de manera diferente, haciendo gestos que no hacía en casa: siendo otra persona; me ponía a jugar a lo que él hacía y me gustó mucho el juego.

¿Qué preguntas siguen alimentando tu práctica? ¿Qué anhelos tienes por vivir dentro de las artes escénicas?

Como recién egresado vivo un constante debate personal entre lo que disfruto hacer y lo que necesito hacer para continuar con mi práctica profesional. Es una disciplina que reclama tiempo y dedicación y que por ser tan poco valorada no sugiere las condiciones ideales para que la totalidad de sus integrantes logren la sinergia que se espera.
Las circunstancias en las que vivimos nos mantienen en una inestabilidad que cada vez permite menos el convivio en cualquiera de sus versiones. Se tiene que competir con los gigantes del mercado y los frutos de nuestros esfuerzos no cubren siquiera las necesidades básicas personales de cada integrante. Nuestra creatividad se tiene que acotar a presupuestos costeables para que pueda ser tomada en cuenta y aun así el pago por nuestro trabajo llega de manera irregular y poco práctica. Tenemos que ser grandes administradores y buscamos la manera de autofinanciarnos, pero en ese momento el tiempo y la energía se dividen y los procesos creativos sufren. ¿Cómo enfocarte en algo a lo que no te puedes dedicar por completo porque no es valorado como un «trabajo formal»?
Anhelo contar con derechos y garantías laborales legales que amparen nuestra profesión de creadoras y creadores escénicos en el país y entonces sólo enfocarnos en crear los elementos que conforman y dan calidad a nuestro arte.

Describe tu quehacer teatral en tres palabras. ¿Qué hace de tu forma de habitar el teatro una práctica singular y distinta a las demás?

Respeto, disciplina, entrega.
Disfruto enormemente de las diversas formas de habitar el teatro de mis compañeras y compañeros, aprendo de su disciplina, me divierto y sumo con mis capacidades a lo que en grupo se propone.

¿Cuál consideras que es la importancia del teatro en este momento histórico?

El estado de ánimo en el que nos encontramos como sociedad se encuentra alterado. Nos alejamos cada vez más de la realidad para habitar espacios virtuales, desde la lejanía, sin alcanzar a percibir al otro. Nos volvemos máquinas saturadas de información que responden a lo que resulta práctico o cómodo recibir sin cuestionarnos nada. Fingimos que nos preocupamos cada vez más, pero en realidad nos ocupamos cada vez menos, dejamos que la tecnología resuelva nuestros problemas. Nuestra fuerza se queda en las palabras pero deja de resonar en nuestros actos y poco a poco estamos perdiendo la habilidad de la práctica.
El teatro nos trae al presente, nos grita las verdades y nos incita a vivir. Hace que el espectador salga de su cotidiano y lo transporta a situaciones que alteran sus sentidos cuestionándolo respecto a lo que cree y piensa; tiene la cualidad de crear posibilidades y combinarlas, de resolver y transformar. Y hoy en día nos hace falta resolver y transformar mucho.

¿Qué crees que debería cambiar en nuestro modelo teatral?

Se deben establecer derechos y garantías laborales legales que amparen nuestra profesión de creadoras y creadores escénicos en nuestro país.

¿Qué le deseas a la siguiente generación de hacedores teatrales?

Que las circunstancias las y los impulsen a abrazar y seguir creyendo en lo que hacemos. Tenemos el poder de significar, hagamos que nuestra profesión no pierda su valor ni su mística.

Si el teatro es el arte del encuentro con el otro ¿cómo enfrentas la emergencia que vivimos ante el COVID-19? ¿Qué deseas que ocurra cuando volvamos a estar juntos?

Nos encontramos en un momento de pausa y reflexión, debemos cuestionar y replantear las decisiones que nos han traído a este presente, y resurgir de las necesidades hacia un futuro diferente. Los fenómenos que se nos presentan alteran a todo el mundo y no podemos pretender que todo seguirá igual, los cambios afectan nuestra relación con el todo y los canales se diversifican. La escucha debe estar abierta y el entendimiento dispuesto.
Hay que entrenar la empatía y la tolerancia. Recobrar la alegría por la vida. Son tiempos de valorar y respetar la presencia del otro. Busquemos las maneras de reencontrarnos y volvamos a vernos con la alegría de compartir este espacio. Que nuestro próximo encuentro sea para seguir explorando y que el camino nunca deje de sorprendernos.

Más participantes

Jorge Kuri Neumann

Con frecuencia me pregunto: ¿Es posible que el teatro nos ayude a reconciliarnos con nosotros mismos y con el mundo? ¿Se puede hacer teatro desde...

Leer más

Verónica Bujeiro

Yo pienso que habito el teatro desde la investigación exhaustiva de un tema y la apuesta es siempre convertir eso en un drama que pueda...

Leer más

Gema Aparicio

Mis anhelos son: seguir explorando y aprendiendo de los procesos creativos. Que el teatro sea una necesidad para el público. Que los asistentes al teatro...

Leer más

Cecilia Ramírez Romo

Creo que parte del encanto, es que cada tercer día pienso si no debí dedicarme a otra cosa. Construyo desde el fracaso, considerando que jamás...

Leer más